spot_img

144 El Señor consuela a Jerusalén

Date:

Compártelo:

Textos bíblicos: Isaías 40.1-15, 25-31 

Cuando algo nos duele o nos lastima esperamos que quien esté cerca pueda ayudarnos y consolarnos. Dios no es indiferente a tu dolor, a él le importa lo que te duele y está dispuesto a consolarte el tiempo que sea necesario para que recuperes tu fuerza. Eso le pasaba al pueblo de Israel en la siguiente lectura. 

Escúchalo y responde esta pregunta:
¿En qué quisieras que Dios consuele tu corazón?

Mientras escuchas, puedes seguir esta lectura con el libro «Siempre conmigo 365»

.

━ Popular

El canon del Antiguo Testamento — Parte 2

La Septuaginta hizo posible que los judíos de habla griega tuvieran acceso a los textos sagrados, en el idioma que podían entender.

Hay «gigantes» que arruinan la vida

Hay muchos «gigantes» dando vueltas por la vida. Intentan asustarnos, derribarnos… ¡hacer que bajemos los brazos y escapemos sin enfrentar los desafíos!

275 Pedro opone resistencia

La hora de Jesús estaba cada vez más cerca, los jefes de los sacerdotes, los oficiales del templo y los ancianos ya habían llegado para llevárselo.

151 Visión de Ezequiel

Muchas veces la voluntad de Dios nos dirige a tomar caminos que parecen sin salida, tenemos miedo, pero en ningún momento debemos perder la confianza.

37. Encrucijadas

La vida está llena de encrucijadas, momentos y situaciones en las que debemos tomar una decisión. ¡Hablemos con Dios! Él enriquecerá nuestra vida.
Artículo anterior143 Canto de acción de gracias
Artículo siguiente145 El verdadero ayuno

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí