spot_img

¿Cómo debemos orar?

Date:

Compártelo:

«Mas tú, cuando ores, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público.» (Mateo 6.6)

¿Cómo debemos orar?
Imagen provista por unsplash.com/@ktmdphotography

Jesús es claro y no le da vueltas al asunto: si queremos crecer en nuestra relación con Dios, hay una forma sencilla y práctica de lograrlo. ¿Cuál es? Pasar tiempo a solas con él.

Es que en medio de tantas actividades y la avalancha de información que recibimos a diario, podemos olvidar que la oración es, fundamentalmente, una relación continua con nuestro Padre que está en el cielo.

Un gran predicador acostumbraba decir: «Solo quienes pasan tiempo con Jesús llegan a parecerse a él.» ¡Cuánta razón tienen sus palabras! Porque al igual que sucede con nuestro vocabulario y nuestra manera de ser cuando pasamos mucho tiempo con amigos –¡llegamos a parecernos en un montón de cosas!– también ocurrirá lo mismo si cultivamos una relación diaria con nuestro Dios.

Por eso, cada día hagamos lo posible por buscar un sitio tranquilo en el que estemos a solas para hablar con Dios como si se tratara de nuestro mejor amigo (¡porque lo es!). Y recordemos: antes de presentarle nuestro listado de peticiones, preparemos la mente y el corazón para conocerlo, permitiendo que el Padre nos rodee con sus brazos de amor.

Sumérgete: Animémonos a hablar con Dios cada día y expresémosle nuestro amor con nuestras propias palabras. 

.

━ Popular

22. Atrévete a soñar

No siempre es fácil atrevernos a soñar. De hecho, soñar requiere que hagamos una serie de acciones para ver frutos del mismo. Ciertamente el...

02. Espíritu

Parece que todo está orientado a mejorar nuestro estado físico, debemos recordar que, sin el espíritu, el alma y el cuerpo no tendrían vida.

Historia de la traducción de la Biblia Reina Valera | Videos

La Biblia Reina Valera es uno de los legados más importantes para los cristianos de habla hispana. No podemos imaginar el avance del protestantismo...

¿Por qué?

«Abatida hasta el polvo está mi alma; vivifícame según tu palabra. Te he manifestado mis caminos, y me has respondido; enséñame tus estatutos. Hazme...

¿Te resulta difícil creer?

«E inmediatamente el padre del muchacho clamó y dijo: Creo; ayuda mi incredulidad.» (Marcos 9.24) Una tarde Sofía conversaba con su abuelo acerca de los...
Artículo anterior¡Conéctate con tu Creador!
Artículo siguienteVanas repeticiones

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí