spot_img

¿Dónde has construido tu vida?

Compártelo:

«Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador; Dios mío, fortaleza mía, en él confiaré; mi escudo, y la fuerza de mi salvación, mi alto refugio.» (Salmos 18.2)

¿Dónde has construido tu vida?
Imagen provista por pexels.com/es-es/@sigrid-de-greef-1631075

Cuenta la historia que en cierta ocasión un barco naufragó a tan solo un kilómetro de la costa. Sus tripulantes, todos marineros con amplia experiencia, nadaron hasta la orilla y lograron salvarse de morir ahogados. Pero en ese territorio había pandillas que robaban y mataban a quienes se cruzaran por su camino, así que de todos modos, perecieron.

Carlos conocía esa zona y, por eso, hizo algo diferente: nadó hasta una gran piedra, se subió a ella y se quedó allí con la esperanza de que alguien lo salvara.

Finalmente, luego de un día y medio de sobrevivir aferrado a ese lugar, un barco que pasaba por allí lo vio y logró rescatarlo.

Todavía temblaba de frío cuando le preguntaron si no había tenido miedo de las fuertes olas y el viento que azotaba ese lugar. Fue entonces que respondió: «¡Por supuesto que estuve aterrado! Pero al mismo tiempo tenía la seguridad de que la roca no se movería. ¡Que estaba aferrado a algo sólido que ninguna tormenta podría derribar!»

  • Cuando leemos la Biblia cada día…
  • Cuando tratamos de seguir los consejos de Dios en nuestra vida…
  • Cuando intentamos imitar a Jesús y parecernos más a él en la forma de hablar, pensar y actuar…
  • Cuando dedicamos el tiempo necesario para tomar decisiones acertadas…
  • ¡estamos construyendo nuestra vida sobre la roca! Vendrán los problemas y las crisis, pero lograremos mantenernos firmes, siempre felices al saber que nuestra vida está en las manos de Dios.

Sumérgete: Nuestro noviazgo, la vocación que hayamos elegido, las amistades, la manera en que administramos el dinero… que todo lo que pensamos, decimos, decidimos y hacemos esté dirigido por el consejo de Jesús.

.

━ Popular

¿Qué «desierto» estás dispuesto a urbanizar?

¿Cuántos proyectos tenemos sin concretar? Decidamos empezar ya. Y pidámosle a Dios la sabiduría y fuerza para lograrlo.

277 El error de Pedro

Pedro creía que jamás negaría a Jesús, pero cuando estuvo en un momento complicado y sentía miedo de lo que iba a pasar, hizo aquello que jamás imaginó.

8 La maldad de la gente

La gente eligió distanciarse de Dios y hacer cosas que hacían daño. Nos encontramos con un momento en el que Dios estuvo triste.

Acerca de Dios

[AT] (a) Títulos añadidos o sustitutivos del nombre de Dios:

¿Cuál es tu visión acerca de la vida?

«Y a Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que...

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí