spot_img

La oración: ¿expendedora de bendiciones?

Date:

Compártelo:

«La comunión íntima de Jehová es con los que le temen, y a ellos hará conocer su pacto.» (Salmos 25.14)

¡Qué alivio es encontrar una de esas máquinas expendedoras de refrescos durante el calor del verano! Allí están, listas para servirnos nuestra bebida favorita apenas hayamos ingresado el dinero y presionado el botón indicado.

La oración: ¿expendedora de bendiciones?
Photo by Charles Deluvio on Unsplash

Quizás alguna vez sintamos la tentación de relacionarnos con Dios de la misma manera. Como si fuera una transacción en la que depositamos una oración y a cambio recibimos la bendición. ¡Pero no funciona de esa manera!

La Biblia está llena de historias que muestran a Dios como nuestro Creador en busca de una relación profunda, de amor y amistad con los seres humanos. Promete su bendición y ayuda a quienes le entregan su vida y hacen todo lo posible por seguir sus enseñanzas. ¡Un Dios cercano y personal!

¡Porque orar significa mucho más que presentar una lista de peticiones y dominar alguna clase de técnica para recibir lo que tanto deseamos!

La oración es pasar tiempo con Dios. Hablar con él, contarle lo que pensamos, expresarle nuestros sentimientos, y dejar que nos abrace con su amor. Por supuesto que hay un momento para pedirle lo que necesitamos, pero no como si se tratara de una máquina expendedora de bendiciones, sino como quien se acerca a su Padre en la confianza que da el hecho de ser su hijo.

Sumérgete: ¿Cómo oramos? ¿Nuestras oraciones son listas interminables de pedidos? En este instante apartemos un tiempo para orar y, antes de las peticiones, dediquemos unos minutos para agradecerle a Dios y decirle cuánto lo amamos.

.

━ Popular

40. Envidia

Cuando una persona decide darle lugar a la envidia, su vida comienza a deteriorarse. Dios puede rodearnos de personas sinceras, si decidimos apoyarnos en él. Escuchemos en este episodio como el puede ayudarnos en esta situación

Pódcast: La obsesión con el ritualismo – Marcos 7

Muchas veces nos sorprendemos frente a la religiosidad de los fariseos, olvidando que a veces también somos como ellos, creyendo que nuestros actos serán los que nos salven. Duro, sin duda alguna, pero cierto. Loida Ortiz, junto al Dr. Alfredo Tépox, analizan el capítulo 7 del evangelio de Marcos, en el que nos encontramos con la confrontación que Jesús hace a los líderes religiosos por su obsesión con el ritualismo.

29. Raíces

El secreto para que un árbol esté de pie, está en sus raíces que son su fortaleza. Así también nosotros podemos fortalecernos con la ayuda de Dios. Sin embargo también se requiere dedicar tiempo a nuestro Creador. Escuchemos en este episodio ¿Cómo se fortalecen nuestras raíces?

Descubren en Israel una fortaleza de la época del Libro de los Jueces

Un equipo de arqueólogos de la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA) ha descubierto las ruinas de una fortaleza cananea de 3200 años de antigüedad cerca de Gal On, un kibutz en el centro del país hebreo.

¡No te olvides de tu Creador!

Cada vez que tomemos decisiones y pensemos acerca de lo que haremos en el futuro, con quienes nos relacionaremos, qué valores incorporaremos en nuestra vida, cómo será nuestra conducta y qué proyectos llevaremos a cabo, que no se nos olvide hablar con nuestro Creador en oración y buscar su consejo en la lectura de la Biblia.
Artículo anteriorElecciones sabias
Artículo siguiente¿Qué valores movilizan tu vida?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí