spot_img

¿Necesitas que Dios restaure tu vida?

Date:

Compártelo:

«Examinaos a vosotros mismos si estáis en la fe; probaos a vosotros mismos. ¿O no os conocéis a vosotros mismos, que Jesucristo está en vosotros, a menos que estéis reprobados?» (2 Corintios 13.5)

¿Necesitas que Dios restaure tu vida?
Imagen provista por unsplash.com/@roadtripwithraj

Los pescadores habían trabajado durante toda la noche y estaban cansados. Ni el frío había logrado detener su obligación. Sabían que tenían una oportunidad y no estaban dispuestos a desperdiciarla.

Con la barca amarrada cerca de la orilla, y antes de regresar a sus casas, realizaban dos tareas importantes: separaban lo que habían pescado, para vendérselo a los mercaderes; y dedicaban unos momentos para verificar el estado de sus redes y limpiarlas.

Cuando hallaban que algo no estaba bien, allí mismo se ponían a coser y remendar las redes. ¡Los pescadores sabían que era muy importante tener sus redes restauradas y listas para la pesca!

¿Y cómo estamos nosotros? ¿Necesitamos que algún sector de nuestra vida sea restaurado por Dios? Tal vez alguien nos haya herido con sus palabras o su actitud, o quizás hayamos cometido algún pecado que enturbió nuestra alegría y pureza. Cuanto antes, mostrémosle a Dios nuestra vida tal y como está, y dejemos que él nos restaure para que podamos vivir la vida que él planeó para nosotros.

Sumérgete: Restaurar es volver a poner las cosas en su lugar. Dios quiere ayudarnos a remendar nuestras relaciones rotas, sanar nuestros sentimientos y volver a darnos la pureza que perdimos por culpa del pecado. Acerquémonos a él, mostrémosle nuestro arrepentimiento y nuestros deseos de ser sanados. ¡Él obrará en nuestras vidas!

.

━ Popular

La Biblia, Palabra de Dios

Nacida en el oriente y vestida de forma e imaginación oriental, la Biblia anda por todo el mundo con pies familiares.

¡Libérate de los malos recuerdos del ayer!

«Haced memoria de las maravillas que ha hecho, de sus prodigios, y de los juicios de su boca,» (1 Crónicas 16.12)

191 ¡No hay más vino!

La historia de hoy nos recuerda que Jesús está ahí, en cada situación, en cada momento en el que lo necesitamos.

13. Lo mejor

Nadie quiere lo malo para sí mismos, pero sí lo bueno y disfrutarlo al máximo. Lo mismo deberíamos buscar con Dios, sin embargo, no siempre le ofrecemos lo que realmente merece. Descubramos en este episodio cuál es la importancia de relacionarnos con él. 

LH015 Publican la revisión de “La Biblia del Oso”

Escucha y suscríbete a nuestro pódcast desde tu dispositivo móvil vía: Apple Podcast | Spotify | Google Podcast | Ivoox | RSS Don Cipriano de...

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí